domingo, 13 de diciembre de 2009

Cronicas Senderistas: Salinas - (Bahia de Cadiz)

Por Mari Carmen Rodriguez y Vanessa Guadix.
Quedamos emplazados a las 9:00 de la mañana del sabado 12 de diciembre, como siempre, en la puerta del Ateneo para salir juntos y organizados desde allí. En total 5 coches, perfectamente comunicados unos con otros y un grupo variopinto, desde los 6 hasta los 73, aunque no tan numeroso como otras ocasiones, si lo suficiente para pasar una perfecta jornada de convivencia senderista.


    Paramos a desayunar por el camino, unas tostadas de pueblo y cafelito para combatir el frio mañanero. Tras el refuerzo, llegamos por fin, a San Fernando a las 10:30h, directamente al centro de visitantes "bahia de cadiz" donde nos documentamos del entorno geografico que ibamos a conocer, del proceso de curado de las salinas, la fauna y flora autoctona, el funcionamientos de las mareas y los molinos de marea a traves de videos y expositores.

    El agua es vida y eso reflejó el paisaje que recorrimos durante los diez kilómetros, primero el centro de visitantes que nos sorprendió mucho, porque está ahí, en medio de la nada y con una sola habitación nos empapamos de detalles interesante con videos, el sonido de la bahía y maquetas que parecían reales, un flamenco comiéndose un gusano enterrado en la arena, (siempre tuve curiosidad por saber como conseguían atraparlos). Todo estaba explicado tan simple y tan natural que no era difícil entender y apreciar el valor que tiene mantener ese espacio natural tal cual está, siempre que el hombre o el mar no nos lo arrebate.

    Cuando salímos del centro de visitantes sobre las 12:30h, ya estabamos deseando encontrarnos con flamencos, camaleones, gaviotas, las montañas de sal, lo curioseamos todo mientras marchamos por el primer camino! que con acierto, nuestra monitora de senderismo decidió realizarlo completo. Algunos buscamos un hueco entre matojos y charcos para acercarnos al agua sin pisar el fango de la orilla, para no pasar el día llena de barro aunque hubo quien acabo empapada de agua hasta las rodillas...

    La ruta fue un acierto, muy completa y agradable, (pasamos hasta calor al medio dia), y acabo al final de la tarde en la playa con un chapoteo de pies en el agua fria de Diciembre. La Llegada a Dos Hermanas, tras una parada para reponer energia fue sobre las 17:00 h y hasta se adelanto la propuesta de la proxima salida de enero. Pero esto lo dejamos para el proximo post.





No hay comentarios: